martes, 23 de febrero de 2010

Muerta una vez... huye dos veces

Como mencione en la entra anterior Kimm Harrison escribio una historia en "Noches de Baile en el Infierno" de la cual se desprende este libro que esta muy interesante, para todas aquellas que se quedaron con muchas dudas después de leer el relato corto por fin esta la historia completa o por lo menos una parte más clara.


Mi nombre es Madison Avery, y estoy aquí para contarte que existen más cosas de las que puedes ver, oír o tocar. Porque yo estoy aquí. Viéndolas. Tocándolas. Viviéndolas.

El baile de Madison fue una matanza - literalmente. Por alguna razón es el objetivo de un Caronte Oscuro de almas - si, ese tipo de caronte - tratando de librarse de ella, su cuerpo y su alma. Pero antes de que el caronte pudiera terminar el trabajo, Madison fue capaz de sacar su extraño y brillante amuleto y escapar.

Ahora está atascada en la Tierra - muerta pero no fallecida. De alguna manera el amuleto crea una ilusión en forma de cuerpo, permitiéndole vivir entre la delgada línea que separa la vida de la muerte. Todavía no sabe porque el caronte oscuro de almas va tras ella, pero no se va a quedar sentada para esperar que el destino siga su curso.

Con algo de ingenuidad, algo de reflejos de la luz, y con la ayuda de un Caronte Blanco (¡uno de los tipos buenos! quizás...) su gran amor, y oh si, su ángel de la guarda, Madison esta preparada para hacerse cargo de su destino de una vez por todas, antes de que él la controle a ella.

Bueno, eso solo, si creyera en todas esas cosas.

Madison Avery

0 comentarios:

Publicar un comentario